Policía decomisa más de 100 kilos de cocaína en Aucallama

Los narcos han demostrado tener una imaginación sin límite a la hora de lograr que la droga llegue sin ser descubierta. Han usado torpedos de fabricación artesanal y todo tipo de artículos: falsos implantes de senos, tablas de surf, sillas de ruedas, latas de conservas, juguetes… y ahora cámaras de refrigeración.

Sí, la policía confiscó ayer más de 100 kilos de cocaína escondidos en una caleta acondicionada en la parte superior del furgón D6C-777 que conducía Ronald Lope Cárdenas, de 43 años.

El cargamento de cocaína de máxima pureza era escoltado, según los investigadores, por Dante Chanca Huamán (34), quien conducía la camioneta G3N-447.

Esta operación fue ejecutada en la Panamericana Norte, en el cruce del serpentín de Pasamayo jurisdicción del distrito de Aucallama.

Al ser interrogado preliminarmente por la fiscal Ynove Aguilar Polar, el chofer Ronald Lope dijo desconocer donde se encontraba la carga de esrtupefaciente.

Agentes de la Dirandro están convencidos que la droga iba a ser enviada por vía maritima a Europa, en un buque acoderado en alta mar.

Según las primeras hipótesis, con la elección de esta modalidad como punto de envío se habría evitado el control de los escáneres para garantizar la salida de la droga.

Los dos choferes son interrogados por agentes de la Dirandro.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *