Sunafil se pronunció sobre trabajadora que murió cercenada en Huaral

A través de redes sociales, La Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral (Sunafil) se pronunció sobre el caso de Morelia Chávez Llashag, trabajadora que murió cercenada luego de que su cabello se enredara y máquina procesadora la mutilara.

Cabe recordar que el trágico accidente ocurrió el pasado jueves 26 de diciembre en las instalaciones de la empresa Santa Patricia en el sector de Cabuyal, en Huaral.

Sunafil aseguró que el equipo de IRE Lima ya se encuentra a cargo del caso y está realizando las investigaciones correspondientes sobre esta lamentable muerte en Huaral.

Santa Patricia, la empresa donde ocurrió este incidente, pertenece al Grupo Romero, mismo conglomerado que tiene a BCP y a Alicorp en sus filas. Se conoce por los trabajadores que la empresa habría amenazado a sus trabajadores para que guarden silencio.

Fuente: Radio Exitosa

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *